Lección táctica, por @SrGines

Venció la Deportiva su primer partido fuera de casa esta temporada (1-3) y lo hizo en uno de los feudos quizá más complicados de toda la categoría y frente a un rival cuyas aspiraciones no son otras que retornar a lo más alto del fútbol nacional.

Seguramente nadie esperaba una victoria así hoy de la Deportiva. Es más, puede que nadie esperara siquiera una victoria. Yo lo primero no, lo segundo sí, testigos tengo que pueden declarar a mi favor. Lo que no imaginaba es el repaso táctico que le ha metido Bolo a Jémez. Ha hecho exactamente lo que tenía que hacer para ganar. En el momento justo y con los movimientos adecuados. Y se podría decir que a los locales les vino Dios a ver, porque con un poco más de tino en ciertas fases, podríamos estar hablando de un resultado más abultado aún. Es verdad que nuestro estilo de presión alta, robo rápido y salida fulgurante, para jugar contra equipo del estilo del grancanario, es ideal. Pero ni en mis mejores sueños imaginaba cómo se ha desarrollado el partido de hoy. Comenzó muy bien la Deportiva metiendo al Rayo en su campo y robándole rápido sin apenas tiempo para que sus jugadores de arriba tocaran bola. Y pronto llegó el primer gol. Un lanzamiento al larguero de Ríos un mal despeje, creo que en realidad más que un despeja era una prolongación, de ahí lo importante de la presión alta contra este tipo de equipos que soban y resoban el balón, siempre acaban cometiendo fallos, este dio lugar al robo de Sielva, su pase a Kaxe, que se interna y cae derribado. El árbitro señaló la pena máxima. He de reconocer que para mi es muy justo el penalti. Vamos que si nos lo pitan a nosotros en contra, puede que me cagara en todo lo cagable. Yuri perfecto desde los 11 metros  (y en el resto del partido, he de añadir) abrió el marcador y a partir de ahí se abrió, creo yo, el mejor escenario imaginado por Bolo para este partido. De todos los escenarios de partido que se imaginara durante la semana el míster, en el minuto 10 seguramente estábamos en el mejor de todos. Lo que quedaba era bailar como una mariposa y picar como una abeja, es decir, esperar que los locales se vinieran arriba, que lo iban a hacer, para atacarles a la espalda. Y aunque el equipo pasó ciertos apuros, lógico por la calidad del rival, en ningún momento del partido se le vio superado. Y tuvo sus opciones de sentenciar en la primera parte, la más clara un pase de la muerte de Kaxe a Yuri que interceptó Catena, pero no pudo materializar, mayormente, por falta de una pizca de suerte.

La segunda parte nació con el cambio de Larrea por un desacertado Pablo Valcarce moviendo a Nacho Gil a una posición más natural para él. Sigue sin gustarme Nacho en el mediocentro, pero bien es cierto que el chaval cumplió. Le hacía falta al equipo la pausa que le da el ‘8’ al juego y precisamente de sus botas nació el segundo gol, nada más comenzar el acto. Robo del madrileño y contra ejecutada a la perfección entre Kaxe y Yuri para que finalmente Isi, que había acompañado la jugada, fusilara al cancerbero rayista a pase del vasco. 0-2 y más tranquilos todos. Jémez quemó sus naves y metió a Piovaccari por Luna, dejando si cabía, más hueco a sus espaldas. Bolo reaccionó metiendo cemento con Saúl ya con el partido en 0-3. Tuvo varias el Rayo para poder recortar distancias, la más clara un remate al palo de Leo Ulloa, pero lo conseguiría en el ecuador de la segunda mitad el central Catena tras un saque de esquina de los muchos que los locales ejecutaron llevando alguno de ellos bastante peligro. Fue quizá el único borrón de una Deportiva que se mostró extremadamente sólida y muy eficaz evitando las acometidas de su rival. El marcador ya no se movió, pero ni los locales dejaron de intentarlo hasta casi el final ni los visitantes dejaron de pegar algún que otro susto a la hinchada vallecana que empezó a desfilar por los vomitorios con la expulsión de Ulloa ya en el 89, cuando realmente el partido quedó visto para sentencia aun quedando el descuento por disputarse. Si bien un fallo en un despeje de Yac, pudo costar el segundo, que hubiera sido nada más para maquillar el resultado y emborronar un poco el partidazo que ha hecho hoy el equipo, pero no pasó así que tres puntos de oro para una Deportiva que consigue su primera victoria fuera, que además es la primera de los madrileños en su feudo y la derrota más amplia como local de los franjirrojos desde hace dos años. Un saludo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s