Fútbol sin ambages, por @SrGines

Volvió la Deportiva a la senda de la victoria (3-2) y seguirá líder una semana más merced a la victoria cosechada esta tarde en El Toralín frente a un buen Castilla que en ningún momento dio el partido por perdido.

DSC_0899

Yuri puso las tablas con una excelente maniobra.

Sé que lo he dicho muchas veces en las últimas temporadas, pero esta vez ya es en serio (no es que antes no lo fuera, pero era distinto), palabrita del Niño Jesús, este es el mejor partido que hemos visto en mucho tiempo. Por todo. Por juego, por ambiente, por entrega, por rival. Todo. Me recordó mucho a esos partidos del primer año en Segunda con Pichi en los que el equipo iba en volandas de la afición y la comunión grada-campo era espectacular. No sé por qué ha sido, pero hoy hemos podido vivir lo que era El Toralín hace 10 años. Algo que con el tiempo se fue desvaneciendo gradualmente, con algún pico al alza, y que en los últimos dos años era prácticamente un sueño que pareciera jamás había ocurrido. El fútbol de las grandes tardes. El rugir de una grada que lleva a su equipo al gol. Los pitos al rival que te hacen daño en los tímpanos, porque la situación está complicada para el equipo y así le ayudas a defender. La gente pidiendo al equipo un bis para poder homenajearlo como es debido. Fútbol de antaño. Grada de antaño. Victoria de antaño. Algo que con el cierto acomodamiento en la LFP fuimos dejando, o más bien, quizá, dando por supuesto y que en los últimos años, por desgracia, no se había producido el caldo de cultivo propicio para ello. Ojalá dure toda la temporada, porque yo, así, salgo FELIZ del estadio. Sin importar el resultado. Sin importar el juego, sin importar nada. Grada y afición en un todo. Os juro que estoy escribiendo esto y se me humedecen los ojos de felicidad. Porque así es cómo está concebido el fútbol. Así, al menos, es como yo lo concibo. Más allá de la táctica. Más allá del juego. Pura pasión. Eso fue lo que vimos en el campo y en la grada esta tarde.

DSC_0047

Gianfranco y el larguero evitaron que al final los visitantes se llevaran algo más de El Toralín.

En cuanto a lo que se vio en el prado. ¿Cuánto hacía que no veíamos un rival que nos jugaba de tú a tú en casa? O ¿cuánto tiempo hacía que la Deportiva no aceptaba el envite de un rival que le dice, vamos a darnos de hostias (figuradamente), a ver quién gana? Cuando se habla de un partido de poder a poder, se habla precisamente de lo que hoy se ha disputado en El Toralín. Dos equipos de calidad, bien trabajados, que saben lo que hacen, lo que quieren hacer y cómo hacerle daño al rival, dos equipos que no se echan atrás, que no reculan, que no se esconden. El fruto más perfecto del fútbol. Su pura esencia destilada y metida en un frasco pequeño, de noventa minutos, con un aroma en el que caben todos los matices. Fútbol sin ambages, sin artificios. Fútbol puro. Y que es tan escaso, se ve tan pocas veces, que cuando eres testigo directo de ello no puedes más que paladearlo y disfrutarlo. De lo que llevamos visto, me ha parecido el partido más sufrido en defensa. Especialmente en los laterales. Los puñales del Castilla por banda nos hicieron daño y a pesar de pegar primero con el golazo de Sielva, en dos errores infantiles concedimos dos goles que nos hicieron estar por primera vez en la liga por detrás en el marcador. Y a pesar de que sufrimos el golpe, se vio la pasta de la que está hecho este equipo. Porque es fácil ir por delante y llevar los partidos según el guión que has previsto. Pero donde se ve la auténtica voluntad de un equipo es cuando tiene que ir a remolque y recuperarse del mazazo. Lo hizo con una obra de arte de Yuri al filo del descanso que se asemejó a aquél que metió contra el Betis a Adán, otro canterano madridista. En la segunda parte la Deportiva dominó más y creó más ocasiones que su rival, pero no alcanzó el premio del gol hasta casi el final no sin antes llevarse dos sustos de muerte y si bien toda la suerte que tuvo el Castilla para aprovechar los errores de la primera parte de la Deportiva le faltó en ese tramo final para no acertar con las dos ocasiones más claras de los merengues en todo el partido, con dos intervenciones providenciales de Gianfranco y otra milagrosa también del larguero, que también juega. Con el partido roto una contra capitaneada por Yuri dio lugar al penalti que el propio brasileño transformó, ya en el descuento. Ya con diez por la expulsíón del hoy bigoleador en la celebración, el estadio pitó como hacía tiempo que no lo hacía para que acabara un partido en el que la Deportiva terminó defendiéndose con uñas y dientes de unos últimos coletazos de un Castilla valiente, pero que se quedó sin premio. Ahora, con el liderato asegurado una semana más, toca disfrutar del fin de semana y que los chicos preparen la visita a Salamanca del próximo domingo. Un saludo.

Anuncios

Un comentario en “Fútbol sin ambages, por @SrGines

  1. Anónimo dijo:

    pensaba que el tal giner hablaba de la deportiva ,pero veo que no es a si,,,mete mierda ,,defensor de los ricos ,,,defensor del madrid,,,defensor de la mentira,,defensor de la derecha …mejor dicho extrema derecha,,,defensor de los autonomos eso si solo cuando le interesa…que yo sepa un autonomo se paga su cotizacion,,,,,o deberia,,,,comenta sobre cospedal,,o del tribunal supremo,,o del tribunal de straburgo,,0 ya no ers europeo,,.o de casado ,,,cifuentes,,barcenas,´´ignacio nacho para los amigos…etc….que verguenza..sigue majo…

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s